lunes, 22 de noviembre de 2010

RSO 2-4 ATM La pájara y el pájaro

No es la primera vez, ni la segunda, ni siquiera la tercera que la Real sufre la pájara de después del descanso, la diferencia con respecto a la de el Rico Pérez por ejemplo, es que ayer, la pájara llegó antes de pasar por el vestuario. 
La primera media hora de juego de la Real Sociedad, fue sublime, mágica y así llegó el 1-0 de Llorente después de que Griezmann le hiciera un "roto" a Perea.
El primer gol, en el minuto 13, hizo justicia al gran comienzo de partido de los de Lasarte, la Real era un ciclón. Así llegaron diferentes ocasiones, las dos más claras de Llorente después de grandes combinaciones que no acabaron en gol por muy poco, especialmente una de "El Flaco".
Tras los mejores treinta minutos de la temporada de la Real pasó lo de siempre, el equipo de Lasarte se durmió en los laureles y antes del descanso ya llegaron las ocasiones del Atlético, una de ellas salvada magistralmente por Claudio Bravo.
Antes del descanso llegó también la gran ovación a Diego Rivas, con cánticos de "Rivas quédate" o "Rivas, Rivas" una vez el manchego se retiró dolorido.
Se llegó al descanso con la sensacional primera media hora realista y con el despertar del Atlético dando sus primeras muestras, aún así necesitó de una escandalosa actuación arbitral para remontar.
Las primeras ocasiones de la segunda parte llegaron para los colchoneros por medio de Simao y Forlán pero todo cambió en el minuto 71.
Un córner lanzado por Xabi Prieto acabó en revuelo en el área, Ansotegi toca el esférico que Tiago paga con el antebrazo, todos ven el penalty, Ayza Gámez no.
Sigue la jugada, balón a Reyes, balón largo del utrerano al Kun y éste sirve a Forlán el 1-1. En treinta segundos se pasa del 2-0 al 1-1.
Tras eso llega un nuevo mazazo, minuto 79 y el Kun en fuera de juego hace el 2-1. Antes de eso Mario Suárez debió ver la segunda amarilla pero, inexplicablemente, Gámez no se la mostró. 
Con la Real volcada, tres minutos después el Kun firma su doblete, tras una salida en falso del chileno Bravo. En 13 minutos se pasó del 1-0 al 1-3, ver para creer. Reseñable el nivel defensivo de la Real que no replegó bien en el empate y que vio como el balón se paseaba por el área en el 1-2. ¿No se podía hacer más?
Con todo arriba, la Real logró recortar distancias gracias a un zurdazo espectacular de Diego Rivas que hizo su segundo gol en 101 partidos con la Real. 
Sin tiempo para forzar ocasiones al final llegó el definitivo 2-4 mediante un penalty sobre Reyes que transformó Simao.
La pájara de la Real vuelve a ser preocupante, en Pamplona, Valencia, Alicante y ayer costó puntos, pero el día del Racing y del Deportivo a punto estuvo de costarlos, hay que hacer algo.
Por otra parte, el movimiento del banquillo no fue el adecuado, la entrada de Markel por Griezmann no era un buen presagio y acabó por pasar lo que pasa siempre que sacamos el "autobús". 
Sería injusto no tirar de las orejas al equipo y a Lasarte, pero la misma importancia tuvo Ayza Gámez.
Primero no pita un penalty, después no expulsa a Mario Suárez y finalmente da como válido el 1-2 del Kun en fuera de juego. Fue importante en el resultado, pero no hay que cegarse, el Atlético de Madrid fue mejor que la Real durante mucho tiempo y el resultado es, a tenor de lo visto, justo. Lástima que Ayza Gámez quisiera tener su protagonismo.

0 comentarios:

Publicar un comentario