martes, 7 de mayo de 2013

GET 2-1 RSO: Un partido para olvidar



La Real cayó ayer por 2-1 en Getafe y rompió una racha de cuatro meses sin perder. Tuvo que ser de nuevo en Madrid donde perdiera el equipo azulón tras caer el día de reyes en el Bernabéu. 

Los de Montanier se adelantaron en la primera ocasión del partido con un testarazo de Vela tras un gran pase de Zurutuza. El mexicano fue el mejor atacante de la Real durante la primera parte y entró por todos lados en la defensa azulona. Si bien el gol es en fuera de juego, también es cierto que uno de los asistentes de Undiano invalidó una jugada en la que Vela se quedaba solo contra Moyá tras un pase de Griezmann.

En el minuto 18 el equipo se apagó. Estaba siendo mejor que el Getafe y los azulones no llegaban con peligro al área de Bravo pero llegó el error de Markel. Robó un balón y lo puso en el centro del área donde Pedro León fusiló al meta realista. Un error de infantiles que costó un partido muy importante para la Real. Sobró el detalle de Pedro León dedicando el gol a la afición realista que viajó en masa al Coliseo y puso el color y el sonido a un campo en el que no había nadie.

A partir de ahí la Real fue a menos. Vela tuvo una pero se topó con Moyá y poco antes del descanso Barrada aprovechó un error en cadena para adelantar a los suyos. Un balón perdido en medio campo por llegar un segundo tarde, un error de Carlos Martínez que dejó tirar a Lafita dentro del área, otro de Bravo que no despejó bien y el último de Iñigo Martínez que deja tirar a Barrada en el área pequeña. 

En la segunda parte sin hacer gran cosa, la Real mejoró varios enteros. A pesar de no tirar entre los tres palos, los realistas pudieron merecer el empate ya que Vela y Agirretxe no llegaron a un gran pase de Chory Castro desde la izquierda y después Griezmann falló una clara ocasión tras un magistral pase de Agirretxe que había recibido de espaldas. 

Undiano no pasó desapercibido ya que sólo tres jugadores azulones vieron cartulina amarilla a pesar de las constantes patadas que sufrieron los jugadores realistas, las pérdidas de tiempo y esas cosas. Valera pegó, perdió tiempo... Por el contrario Griezmann, Mikel e Iñigo vieron la cartulina casi a la primera de cambio.
Además, se pidió un penalti por manos de Fede Fernández con el 2-1 al inicio de la segunda mitad. También se pidió otro a posteriori de Iñigo Martínez por una clara mano dentro del área tras un rechace. 

Al final del partido, el asedio realista quedó en nada y Lafita pudo matar el partido en una contra. Los realistas perdieron una magnífica oportunidad de puntuar en el Coliseo y dejar al Valencia a dos partidos a falta de cuatro. A pesar de todo, la Real sigue dependiendo de sí misma para ser cuarta clasificada al final de la Liga. Con la calculadora en la mano, los realistas necesitan vencer los dos partidos que juegan en Anoeta frente a Granada (lunes que viene a las 22.00 horas) y Real Madrid y también puntuar en Sevilla o A Coruña. 

El Valencia por su parte tampoco tiene un calendario fácil. Le tocará visitar Vallecas la próxima semana donde el Rayo siempre es peligroso y también le queda visitar el Sánchez Pizjuán aunque será en la última jornada cuando los de Emery pueden estar luchando por la séptima plaza que le dé permiso para jugar en la UEFA Europa League el año próximo. 

Los jugadores a lo suyo

Por último, queda el tirón de orejas a los jugadores. Después de una derrota dolorosa para ellos -aunque más para los realistas congregados en las gradas del Coliseo- sólo De la Bella, Bravo y Mikel González acudieron al córner a regalar sus camisetas a los aficionados. Ifrán e Iñigo Martínez se metieron rápidamente en el vestuario mientras que varios jugadores optaron por acudir a saludar a los jugadores desde lejos después de que Montanier les dijera que fueran a la esquina. No es sencillo perder un partido tan importante pero la afición acudió al Getafe dejándose 30 euros para ver un partido un lunes a las 22.00 de la noche. Muchos viajaron en el día, perdieron y además se fueron cabreados por el agradecimiento de los realistas. 

0 comentarios:

Publicar un comentario